No me pidas que recuerde…

El tiempo nos atrapa, llega en un instante y de repente, todo se detiene. A veces, durante una fracción infitisimal, viene a la memoria un collage de imágenes inconexas… personas, momentos, emociones… y al instante… todo se quiebra. La ausencia se vuelve presente. Sigo aquí, en algún lugar inhabitado…esperando. Sigo aquí…pero no me pidas que recuerde.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s